Etiquetas

, , , ,


815485.jpgComo conseguir captar vuestra atención cuando el grupo del que os voy a hablar no os suena de nada. Incluso aunque os cuente la historia cuanto menos curiosa de cómo se llegó a grabar este disco. Incluso aunque os comente que el vocalista de este proyecto sea el vocalista de House of Shakira… el gran Andreas Novak. A pesar de sus trabajos con Mind´s Eye o colaborando con Deacon Street, incluso más allá de sus trabajos de House of Shakira, debo decir que el disco que más me gusta de él es su disco en solitario llamado Novak – Forever endeavour, disco que terminé comprando en cd. Así que no os extrañe que hable con cierto cariño de este vocalista que no todo el mundo conoce pero que me parece realmente bueno con un timbre de voz particular.

A pesar de que os reconozco que es el único miembro del grupo que conozco, realmente el proyecto no es suyo, si no del bajista de Killer Bee, Anders LA Römmblom y del teclista Thomas Vidmark. A las guitarras dos muy buenos solistas Fredik Tjerneld y Mikael Dahlin este también de Killer Bee. El batería Kenta Karlboom completa el elenco.

Y la historia de este disco es realmente curiosa, ya que el bueno de Anders estaba buscando cosas en su trastero cuando apareció una caja de cintas de cassete donde estaba entre otras muchas unas grabaciones que habían hecho bajo el nombre de Romance hace muchos años. Cuando volvió a escucharlas realmente se dio cuenta que quizás se podría conseguir material para la grabación de un disco. Se puso en contacto con el teclista Thomas y después de escuchar las demos, se pusieron manos a la obra para conseguir músicos para meterse en un estudio y regrabar los temas con los arreglos necesarios.

Andreas Novak se unió junto a algunos miembros de Killer Bee donde tocaba el bajista y después de los arreglos necesarios y el paso por Reflectios Sounds Studios, el disco estaba concluido bajo la supervisión de AOR Heaven. Hay que dar gracias a este sello discográfico que suele apostar por bandas poco conocidas o noveles como es el caso pero con un denominador común… el buen sonido AOR y con la calidad requerida.

Temas como el que abre el disco, la fascinante Lonely con unos soberbios teclados y un sonido de guitarra aplastante, dan idea de cómo va a trascurrir el sonido del disco, con buenos coros y un estribillo de lo más acertado. Me llama la atención lo buenos que son los guitarristas, parece que salen como hongos después de los días de lluvia. La calidad de los solos es incuestionable. Bad Connection con un sonido de guitarras estilo Blackmore y esos arreglos de teclados recordando a los mejores Journey, además de momentos de absoluto talento donde solo navegan el sonido del bajo, la batería y la voz de Andreas.

El resultado realmente satisfactorio al igual que Over and Over con toques a los infravalorados Return, buenos coros que se notan que se lo han currado en los locales de ensayo. Especial mención al solo de guitarra realmente brillante. You and I un gran homenaje a los maravillosos Stage Dolls donde seguramente han escarbado en sus fuentes de inspiración para conseguir un tema redondo. Preciosa de principio a fin, sin duda de mis favoritas del disco.

Siguiendo con Total Madness donde me siguen sonando a los Rainbow de Joe Lynn Turner, lo cual en absoluto es negativo. Hasta para copiar hay que fijarse en los mejores. Straight through your heart te gustara porque es una canción con el ritmo necesario para hacerlo, sin entrar en comparaciones odiosas tiene un ritmo que me recuerda a temas de Nightranger. Temporary love es algo más floja, destila un sabor a Rythm & blues que yo personalmente no termino de apreciar en un disco de AOR, no encaja en un disco de este sonido.

245740.jpg

Pushing on no es Dave Murray de Iron Maiden a las guitarras aunque os pueda parecer así a primera vista, y eso que el solo de guitarra es realmente deslumbrante. No me parece gran cosa a pesar de los esfuerzos vocales de Adreas. Somebody out there es otro tema así parecido a un medio tiempo, muy sonido Stage Dolls, bastante entretenida de escuchar y es que este estilo musical siempre luce mucho en el mundo del Rock. Aquí Andreas Novak luce mucho la verdad.

Y para terminar Departure, un tema realmente movido para que se te quede un buen sabor de boca del disco que acabas de escuchar aunque se trate de un tema instrumental. Me recuerda a cualquiera de los dos primeros discos de Tony Macalpine (los dos mejores para mi), Vinnie Moore o incluso el de Joey Tafolla.

En fin que para resumir, se trata de un disco correcto de Rock Melódico para salirnos de la rutina de los grupos ya conocidos y de los que ya conocemos su propuesta. Estos chicos son otra cosa, algo que mezcla sonidos de muchos grupos y con un resultado bueno, sin llegar a deslumbrarnos. Yo os recomiendo su escucha y juzguéis vosotros mismos.

78%

Whizard.

oie_oie_trim_image