reguntitled

¿Conocéis a HELL IN THE CLUB?, pues es una banda de hard rock / heavy metal asesino que ha conseguido una seria aceptación en la escena europea dedicando un montón de trabajo duro de sus miembros.

Piensa en una lista de reproducción compuesta por tus bandas favoritas de hard rock de los años 80 como Motley Crue, Def Leppard y similares, mezcladas con la crema de la cosecha del heavy metal de los años 80 como DIO, Accept, Helloween y similares. Ahora, imagínate si todas esas canciones clásicas empezaran a tocarse una encima de la otra y se superponen fusionándose unas con otras. Pues así comienza a tener sentido el sonido de Hell In The Club. Familiar, pero totalmente único.

Riffs, grandes ganchos, coros pegadizos y voces callejeras están a la orden del día, ya que mezclan el rock duro clásico y los sonidos modernos, heavy metal y canciones muy fiesteras, rock and roll de los años cincuenta y cualquier otra cosa.

HELL IN THE CLUB te hará bailar, cantar, levantar el puño en el aire, y golpear la cabeza con sus canciones! Rock ‘n roll Y heavy metal es la ley !!

Con Andrea (Andy) Buratto de Secret Sphere en el bajo, el vocalista Dave es también el cantante de la popular banda folk / power metal Elvenking. Band ha viajado extensamente en Europa y el Reino Unido con Crashdiet, Jettblack, Barbara Crucified.

Producido por Simone Mularoni de DGM.

Sólo hay que escuchar la inicial “We are on fire” y darse cuenta que no quieren razonamientos filosóficos, solo fiesta y rock, un tema muy coreable y comercial, lleno de adicción. Perfecto para conducir directo al pub de moda. En el mismo saco podemos meter también a “The Phantom Punch” otra inyección de adrenalina directa en vena.

“Little Toy Soldier” con acústicas iniciales al viento y aires de rodeo, parece venida del otro lado del charco. Un tema menos alegre que las anteriores y más maduro, sin perder nunca la melodía que les caracteriza. “I Wanna Swing Like Peter Parker” mucho más veloz y power metal, su típica marca registrada si ya habéis oído sus anteriores álbumes. 

Otros temas destacables son: “Showtime” al más puro Motley pero rebajada en agua para que te entre un poco más suave. o la que más me gusta del cd, “The Misfit” un tema súper moderno y lleno de melodías rebosantes en constantes subidas y bajadas de armonías celestiales. El cierre, todo un himno llamado “A Crowded Room” que pone un gran colofón a este álbum. Puro tema de cantar a voz pelada hasta quedarse afónico y con dolor de cervicales, de los cabezazos que darás, y con ciertos aires teatrales.

Un disco variado musicalmente, sin ingeniería compositiva de romperse el coco y que disfrutas sin más. Hell In The Club son una apuesta constante  para pasar un buen rato y olvidar los quehaceres de cada día, aburridos e insulsos.

80%

Esteban