Etiquetas

, , ,


album_cover_one-desire_5898b7f9c752c

No sé si alguno ha visto la película de animación Mascotas, donde una escena de una gata con sobrepeso se da un atracón en la nevera de su dueña, y cuando creía que estaba llena se cae al lado de una apetitosa tarta… ¿recordáis la cara que pone? Pues esa misma cara de asombro y ansia se me acaba de quedar después de dar  varias escuchas a este disco que me parece una sólida mezcla de Eclipse y The Magnificent. Podría deciros que el vocalista André Linman de Sturm und Drang me ha dejado con una mueca de estupefacción parecida a la de Loki cuando es aplastado por Hulk. Las guitarras de Jimmy Westerlund son impresionantes, contundencia y belleza todo en un mismo pack. El bajista de Cain´s Offering, Jonas Kuhlberg, y el batería que lo empezó todo Ossi Sivula.

Dicho esto, lo cierto es que estos datos los habréis olvidado antes de terminar de leer esta review, pero tranquilos, lo importante es que no olvidéis lo que os espera cuando escuchéis este disco. Porque el debut de esta gente ha sido imposible de superar… así de momento se me viene a la cabeza debuts como The Magnificent, el primero de Ozzy con Randy Rhoads, Pride of Lions o el debut de White Sister. Y es que en este mundo masificado de música tienes que hacer algo por lo que merezca la pena ser recordado. Y te aseguro que necesitaras toda tu capacidad de asombro, incredulidad, y capacidad de concentración ante el gigantesco temporal que se avecina hacia tus sentidos en el momento que puedas oír esta masificación de talento por metro cuadrado. Por discos como este es por lo que yo amo el Rock. Es tan bueno, que si lo oyes con auriculares de una cierta calidad, te aseguro que dejarás de prestar atención al magnifico culo de la chica que está delante de ti en el Metro. 

 Seguramente dejarás de prestar atención a todo y a todos, el tiempo bala de Matrix con la cámara girando alrededor de ti, y tu caminando a cámara lenta, alrededor de gente que no te importa en absoluto, porque quieres dedicar estos gloriosos minutos de tu existencia a comprender como se pueden realizar exhibiciones artísticas de tan alto nivel. Yo os confieso que no los conocía de nada, salvo un video que corre por ahí, que estaba bien, pero que no me hacía imaginar que iban a acabar haciendo semejante obra de arte.

x900z

Decía un filósofo que el hombre que pierde la capacidad de maravillarse ante el arte, posiblemente sea un cadáver y aún no lo sepa. Y resulta imposible no maravillarse ante obras de tal magnitud. Muchas veces nos encontramos ante discos que son como puzzles inacabados, se ve de lejos que faltan muchos huecos por rellenar, muchas cosas que se echan en falta para ser considerado una gran obra. Aquí se junta que los músicos rayan todos a gran nivel, el guitarra es una bestia, el batería un animal pero con mucho talento, el bajista quizás sea el más talentoso de todos, y el vocalista un auténtico descubrimiento.

Es buenísimo. Y claro, resulta que ves al ingeniero de sonido colocando la última pieza del puzzle y resulta que es una obra acabada, resuelta con brillantez, con temas que enganchan desde la primera vez que lo escuchas, y eso hay que admitir que cada día es más difícil. Y tampoco pretendo tener razón. Decía el pensador que una reunión  donde todos están de acuerdo, es una velada perdida. Y quizás esté en lo cierto… pero es imposible que este disco no guste. Llega a cotas de talento pocas veces vista… 

El tema Hurt abre el disco donde todo luce a una altura desconocida para alguien que debuta. El comienzo con ese sonido de guitarra dejando paso a sonidos de bajo llevando el timón junto a la poderosa voz de André es un regalo para tus oídos. El estribillo majestuoso como las líneas del palacio del Taj Majal y casi tan bello… mi frente comienza a sudar y no entiendo por qué… seguramente mi capacidad de concentración se vea desbordada ante tanta belleza. Apologize sigue poniendo a prueba mi capacidad de atención sobre algo en concreto, y es que reconozco que tiendo a dispersarme. Me pasa viendo futbol, que a veces cojo el iPad para ver alguna cosa y al final no presto atención a ninguna de las dos cosas. El tema con sonidos diversos de acústica, bajo y batería junto a esa voz poderosa más propia de un sargento de Marines que de un vocalista de Rock. Los coros me recuerdan a los mejores Eclipse, y debo decir que los seguidores de este grupo estarán encantados con este grupo porque la similitud es imposible de disimular. Y a mí me parece una gran noticia, porque es un estilo que me encanta.

Love injection empieza con sonidos de teclas más propios de los 80´s pero luego todo gira a unos lujos vocales de este tipo que me tiene absolutamente estupefacto… por no hablar de las grandes ideas que tiene el guitarra donde hace pura magia con un sonido bien pensado, giros junto al vocalista, el tema en concreto está lleno de ideas cada 15 segundos y es que no se repiten. Es curioso cómo se valora el arte… yo procuro juntar las manos a la espalda, separarme de la obra unos metros y emitir una opinión basada en palabras corales que no entiende nadie pero que me hace parecer un entendido. Con las obras musicales me pasa lo mismo… y es que me resulta muy difícil trasladaros la cascada de sentimientos positivos que recorren mi mente cuando oigo temas así de buenos. Es increíble la semejanza vocal con Mikael Erikssen de The Magnificent o Circus Maximus.  

Turn back time es algo semejante a la belleza absoluta… y es me parece difícil reunir tanta cantidad de talento para componer temas así… y no, no es un medio tiempo. Es un tema poderoso, devastador, con una guitarra acústica en mitad del tema para que el mundo se pare a tu alrededor y solo puedas prestar tu atención absoluta ante semejante demostración de poder… el solo de guitarra brillante, cegador… de una clase difícil de superar… no me extraña que este tipo haya trabajado en Los Angeles con artistas que ha ganado montones de Grammys… ¿no os lo había dicho?… pues es así, y eso no te lo regalan. Hay que ver que discos se hacen en Finlandia… qué coño les darán de comer a esta gente para que estén tan por encima de la media. Falling apart es un tema tranquilo, no llega a ser un medio tiempo pero es un tema bien hecho. Me recuerdan a los australianos Nickelback tanto en el estilo, como en los tintes vocales del vocalista. De una belleza descomunal, empiezo a pensar que este año nos atropellan lanzamientos de sobresaliente y eso que estamos en febrero. De momento no le encuentro fisuras a este disco que no deja de sorprenderme.

one-desire-band

Straight through the heart es Eclipse en estado puro. Si la cantara Martensson estaríamos ante otro tema del genial músico. Pero lo canta André Linmn y os aseguro que no desmerece en absoluto. Este tipo pasa a mi lista de mejores vocalistas del mundo desde este mismo momento. Este debut lo cierto es que me tiene asombrado. Me recuerda a la tenista esta que quedó con uno de sus fans de Twitter por perder una apuesta de la Súper Bowl… me imagino la cara del pobre muchacho ante el peso de la fama inmediata. Este disco me empieza a parecer que está a esa misma altura de dificultad… incluso sin sexo, que ya hubiese sido la bomba. Es que no sé cómo describirlo… es un bombazo de proporciones épicas que estos tíos, que no conoce nadie, se hayan sacado de la manga este disco… mis neuronas no alcanzan. Y cuidado que posiblemente venga uno de los mejores temas de la noche. Y es que Whenever I´m dreaming tiene esa magia que hace que caigas rendido a sus pies. Está dotado de armonía, capacidad de entretenimiento al por mayor para que lo cantes a todo volumen cuando conduces tu coche a velocidades peligrosas para la salud. El estribillo descomunal, como el resto del tema, sin duda se convertirá de tus favoritos del disco.

Do you believe es puro Eclipse otra vez, no quiero decir que les copien, pero es así. El sonido es más que evidente. Pero igual que Work of Art copiaban en su debut a Toto y a mí me parecen los mejores del panorama AOR actual, esta banda puede canalizar su energía de la misma forma. El estribillo está lleno de coros de gran belleza, de repente ves las notas musicales girar a tu alrededor, con los pajarillos posados en los arboles acompasando el ritmo de sus cabezas al sonido del bombo de la batería. Unos teclados decoran al final del tema un sonido realmente redondo. Buried Alive sí creo que es un tema que les ha debido prestar Erik, porque es imposible que no os deis cuenta a que grupo se tiene que facturar esto. Pero le dan ese rollo personal que me cautiva, me llena de imágenes la cabeza, y hace que suba la música a unos niveles peligrosos para los vecinos… Señora, deje ya el reggaetón de una puñetera vez y oiga esto… verá como pasa la aspiradora mucho más entretenida. El solo de guitarra estupefaciente, brillante como en todo el disco por cierto. El tema tiene una potencia de fuego descomunal, más propio de un A-10 de los Marines americanos que de un grupo de música. El tema me parece tremendo.

This is where the heartbreak begins es un regalo de los dioses para tus oídos, algo para que disfrutemos los mortales ante la gran avalancha de miserias que nos toca sufrir día a día. Y de vez en cuando nos merecemos algo como esto. Creo que esta hecho a propósito dejar el mejor tema del disco el ultimo. Es tan bueno que no podrás oírlo una sola vez. Es como abrir un paquete de Donettes y comer solo uno. No es posible. Ganaría cualquier concurso al que se viera enfrentado. El solo impresionante, además de la altura vocal que muestra André Linman, os ruego que le prestéis la atención que merece esos giros vocales, esos tonos donde muestra un catálogo de facultades vocales absolutamente asombroso. Teclas en segundo plano adornando el tema como esas tomas de Memorias de África donde se ve el Biplano volando sobre valles inexplorados, llenos de verde y de azul cielo mezclando como uno solo.

Eso es este tema, un canto a la libertad, a la belleza, a lo bien hecho. Supongo que componer un tema así te deja exhausto, vacío, como correr una maratón en un desierto. Tu cuerpo lleno de sudor y esa cara de cansancio que te provoca forzar de forma tan extrema tus neuronas. Las hadas abrieron otra vez el tarro de las esencias, llenaron de polvo de hada el cerebro del causante de este tema excelso, inmortal, algo que seguramente recordaré para siempre. Un tema que me hubiera gustado componer a mí y que jamás haré. El nivel necesario está fuera de mi alcance. Pero al menos si existe gente como One Desire que si pueden. Y lo hacen. Demos gracias a los dioses por permitir que podamos disfrutar de discos así.

9´5

Whizard