firstSignal_featureimage-820x410

Vuelve el Proyecto First Signal, con el vocalista canadiense Harry Hess (Harem Scarem) al frente, y en este caso acompañado del emergente hombre para todo Daniel Flores (The Murder Of My Sweet, Find Me, Angelica…) y algunos de los habituales nombres en las producciones Frontiers en voces de apoyo: Nigel Bailey, Alessandro Del Vecchio, Angelica Rylin…

Aún recuerdo aquel primer lanzamiento, allá por 2010, que recuperaba el sonido añorado por los fans de los primeros dos discos de Harem Scarem,  muy necesitados de escuchar de nuevo a Hess en tesituras melódicas, dada la cabezonería de la banda en explorar terrenos más oscuros. Dennis Ward creó un andamiaje de puro AOR para el lucimiento de Harry Hess, y a fe mía que sirvió el experimento para despertar de nuevo la bestia melódica dormida dentro de la mente del vocalista de Ontario. Esto llevó a la edición de ‘Thirteen’, un lanzamiento que puso de nuevo a Harem Scarem en la senda que los fans de la banda mayoritariamente demandaban.

El cambio de cromos en lo fundamental no resta interés al set de temas que se nos ofrece en esta rentrèe: Me gusta mucho Dennis Ward en su proyecto Khymera, pero no me gusta menos lo que hace Daniel Flores para Find Me o Angelica, otorgando un sesgo quizá más moderno a las composiciones que las hace frescas y actuales. Interesante también la aportación de Darren James Smith, compañero de fatigas en Harem Scarem, a las voces y el sorprendente descubrimiento de un nuevo talento para el universo AOR: el guitarrista y bajista Michael Palace, que realiza un trabajo descomunal a lo largo y ancho de este redondo.

“Love Run Free” es una delicia de sonido Harem Scarem primitivo, la verdad que es difícil abstraerse de esta idea siempre y cuando preste su voz Harry Hess. El trabajo de teclas es el hilo conductor, un continuo bullicio de fondo definitorio del estilo. “Love Gets Through” quizá se libera un poco de la tiranía de la voz de Hess y toma cuerpo independientemente del artista. Un tema comodín, AOR inspirado en cientos de lanzamientos anteriores, con un estribillo alegre y positivo, gran solo de guitarra a cargo de Francesco Marras. Muy bonita amanece “Still Pretending”, anunciando desde el primer segundo uno de esos temas que se nos quedarán prendidos del alma y la memoria. “Broken” tiene muchas hechuras de pop, quizá me lleve a pensar eso las intenciones que se adivinan en la mezcla final del corte, así de evidente se me antoja.harryhess-2016_0

“Kharma” retoma la senda marcada, de nuevo el hilo conductor es el sonido Harem Scarem. “Minute Of Your Time” resulta una pieza muy Frontiers, con todos los matices buenos y malos que podamos extraer: una composición que podría haber habitado tanto en este disco como en cualquier otro. Me encanta el inicio preñado de teclas de “She Is Getting Away”, así como el preciso solo de guitarra de nuevo a cargo de Francesco Marras, entroncando con “December Rain”, un tema muy en onda Find Me, de hecho no sería extraño descubrir que esta composición pudiera haber tenido otro destino final en algunos de los proyectos de Daniel Flores.

Llega mi corte favorito del álbum, la soñadora y etérea “Weigh Me In”, medio tiempo muy ochentero y americano, recordándome por momentos a algunos de los mejores momentos de los Whitesnake de los grandes éxitos a finales de los ochenta. Dos cortes más nos esperan, la cañera “Pedestal” , provista de unos coros marca Harem Scarem sin duda alguna y hechuras de metal melódico del estilo de lo último que ofreció Flores en su banda The Murder Of My Sweet. Terminamos con la que da título al álbum en general, muy en sintonía con lo que ya hemos escuchado, la verdad que poco se puede decir porque los temas son muy homogéneos entre sí, conformando un conjunto equilibrado, interesante para los amantes del estilo, y poco arriesgado si tuviera que definirlo con pocas palabras.

Será un proyecto más dentro de la oferta de la discográfica Frontiers Records, y yo soy de los que valoran y agradecen el esfuerzo. Si estás conmigo, no busques más y compra.

7,6

Rocky