MTM308 - Unit 07 Assignment [Deco Poster] Es curioso como Frederic Slama se sabe rodear de tan buenos músicos y vocalistas. Se trata de una especie de equipo de leyendas donde se juntan Maradona, Platini, Romario, Ronaldo el gordo y el actual. Llevado a la música, este tío siempre se encarga de juntar pura magia disco tras disco. El problema es cuando se le acaban las ideas y tira de repertorio antiguo de discos anteriores o de sus apadrinadas Chasing Violets. Esto baja la nota general de la obra aunque los temas en si me gusten… unos más que otros.

 De todas formas para mi es casi imposible hablar mal de temas cantados por Frederiksen, Jim Jidhed, Göran Edman o Robin Beck, por lo que si algo no me gusta habrá que tirar por elevación hacia el autor de todo esto. Además por ahí figura el hombre orquesta, el tío que se ocupa de todo, guitarras, bajo, prácticamente todos los instrumentos, pone cafés, va a por el pan, trae tabaco de liar y da un besito de buenas noches a todos los miembros del grupo antes de arroparles… Tommy Denander se llama el genio.

 Deep Whirpool resulta el primer capítulo de este libro, y debo reconocer que resulta bastante apropiado, primero por la voz de Fergie Frederiksen absolutamente sobrecogedora y segundo por el tema en si que raya a gran altura. Espero sinceramente que Dios no tenga prisa en conocerle en persona y pueda superar el horrible cáncer que le esta jodiendo. Porque el timbre de voz de este tío es sensacional, brillante, precioso, desde luego no se pueden escatimar elogios a como canta este hombre. El tema además encaja como un guante a su tono de voz… me recuerda a ratos al primer disco de Work of Art de los toques Toto. Brillantísima.

 Stage Stuck nos devuelve al mejor Scott Soto de los últimos años. Este tío sabe cantar desde tiempos inmemoriales en su debut en los primeros discos de Yngwie, y ya no ha parado de mejorar. Sus discos con Talismán o lo último con W.E.T. me parece que le colocan como uno de los vocalistas más influyentes de los últimos tiempos. Se ha ganado mi respeto desde hace mucho y Slama sabedor de su empuje, cuenta con él para un  tema que sin ser el mejor del disco suena terriblemente bien. El solo de guitarra destaca y Soto sube un par de tonos para demostrar que estamos ante un autentico crack.

 Secrets in the shadows me parece el mejor del disco por varias razones… además de porque Jim canta mejor que las hermanas Fontaine de Chasing Violets, (el tema esta en su disco) resulta AOR puro, teclas cristalinas que llevan el peso de la canción como si de una alfombra mágica se tratara, transportando el resto de instrumentos. Y que decir de esa especie de Steve Perry 2.0 que es Jim Jidhed cuando canta así… no consigo encontrar las palabras adecuadas para transmitir mi pasión, mi ilusión por oírle, mi respeto por como ha llegado a ser una de las mejores voces del Rock Melódico de todos los tiempos… solo este tema justifica la compra de este disco por mi parte. Admiro profundamente a este tío y quiero que se note. Para mi no habrá jamás otro como Steve Perry y Jim es el que más se le acerca, lo siento por el filipino. Hasta mi mujer, admiradora de Journey me preguntó si era Steve Perry el que cantaba al oírle. Autentica obra maestra por la forma en como envuelve ese terciopelo que tiene por voz y como canta este tema… supongo que las pobres Chasing Violets habrán palidecido al oír como se puede cantar un tema suyo y dejarlas a la altura del betún.

Back to San Francisco no me resulta de las mejores, es más, creo que no está a la altura de ese magnifico vocal que es Bill Champlin, pero salvo que seas Robert Säll, es casi imposible componer un 100% de temas buenos en un disco. Flojilla. Out in the past comienza con la poderosa voz de Bob Harris de Axe (no confundir con el desodorante) y la verdad es que creo que el bueno de Bob se pensaba que estaba grabando otro disco con su grupo o colaborando con Accept. Su tono de voz nada tiene que ver con el resto del disco, a mí me parece un vocalista magnífico pero creo que no encaja con la idea de AOR. The name of the game nos devuelve a otra de las gloriosas voces del momento y de la historia como la de Robin Beck. Aunque debo reconocer que no se si será por efecto de los filtros vocales, pero hay veces que no la reconozco si no supiera que es ella. No lo llamo desgana, pero ella sabe cantar mejor salvo que lo haya buscado a propósito. Solo se despereza un par de veces a lo largo del tema lo que resulta insuficiente viniendo de ella.

untitled(2)

 Web of lies nos acerca a otro de los dioses del Olimpo, que de vez en cuando bajan a la tierra, y nos obsequian con tesoros vocales a cargo del gran Göran Edman. Creo que Street Talk  en mi opinión no están lo suficientemente valorados y quizás no sea justo analizando su nivel de talento en todos sus discos. A mi me parecen de lo mejor del panorama del Melodic Rock y  buena culpa la tiene este vocalista. Chasing Violets (el tema también es de su disco) volverán a quedarse algo confusas cuando vean a otro “pata negra” cantando a un nivel más propio de los dioses que de la gente terrenal. Desde luego existen comparaciones odiosas y esta es una de ellas.

 Hollow triumph y el peculiar tono de Mikael Erlandsson bastante desaprovechado, debo decir donde a mi juicio solo brillan las guitarras, en un tema carente de garra o de la mas mínima capacidad de asombro. Roza el aprobado sin más. The Main attraction nos devuelve otra vez a Bob Harris y bueno esta vez de forma algo más acertada que en la anterior. Pero sigue insistiendo en cantar tres o cuatro tonos por encima de lo que requiere la canción. El Rock melódico es otra cosa Bob y por lo que veo no te lo han explicado bien colega. Voices in the Wind cantada por Tamara Camplin cuya voz me recuerda tremendamente a Stevie Nicks de Fletwood Mac y debo decir que es un tema que me ha gustado mucho, quizás porque es totalmente distinta al resto del disco. Buen tema para cerrar la versión europea, aunque existe una versión japonesa de este disco con dos temas extra, una cantada por nuestro compatriota español Manu Esteve del grupo Hardreams que suena francamente bien llamada I owe it to myself. Manu ha alcanzado un nivel de madurez asombroso y se le nota, cada día canta mejor y para cerrar The Price to pay cantada por Hank Erix también llena de clase aunque he de decir que ambas son de las Chasing Violets, lo que provoca que mi nota general baje un poco. A mi me resulta un buen disco, para escuchar en cualquier momento y ocasión pero mi amigo Slama debe dejarse de refritos y componer temas nuevos aunque deba espaciar algo mas el tiempo para publicar discos. A este paso pasará a la historia como el artista que más discos ha publicado en la historia de la música y esto no le favorece. Quizás deba sacar alguno menos y subir un poco el nivel de composición, aunque repito que me parece un gran disco que me ha gustado bastante.

 Deberías darle una oportunidad…

 Nota 7.5 

Whizard